Guinea Ecuatorial Press quiere enviarle la actualidad informativa en su dispositivo

No gracias
Aceptar
sáb. 26 noviembre, 12:35
Español
Español
Inglés
Francés
Portugués

Entrevista a Esteban Becker: El Nzalang Nacional es un equipo con gran futuro

enero 23, 2015
Noticias Gente GE CAN 2015

Esteban Becker es un hombre experimentado. No llegó ayer al mundo del fútbol y sabe que los resultados son los que mandan, pero también sabe que la base del triunfo es el trabajo, la organización y que un proyecto sin cimientos está abocado al fracaso. Esta CAN 2015 es para Becker el principio de un equipo con el que espera dar grandes alegrías a Guinea Ecuatorial y disputar con el Nzalang el primer Mundial de su historia.

Esteban Becker sabe que no lo tiene fácil, pero él es un hombre preparado, metódico, gran trabajador, disciplinado y se ha rodeado de un equipo de profesionales que han establecido en el combinado nacional unas normas de convivencia, basadas en el respeto y la disciplina interna. Nada se deja al azar, todo está calculado al minuto, respetando las rutinas de trabajo y descanso adecuado, para que los jugadores puedan trabajar en las mejores condiciones.

Becker era consciente, cuando aceptó este gran reto de dirigir al Nzalang, de que la tarea era complicada: formar un equipo en quince días y representar al país anfitrión; pero no podía defraudar la confianza depositada en él por el presidente de la Federación Ecuatoguineana de Fútbol (FEGUIFUT), Andrés Jorge Mbomio.”Sabíamos que nos íbamos a enfrentar a selecciones más potentes y que llevan meses preparando este campeonato, pero confiábamos en nuestros conocimientos y teníamos claro que podíamos preparar un equipo competitivo y que, de cara al futuro, pueda dar muchas alegrías a Guinea Ecuatorial. Cuando el Presidente me hizo el ofrecimiento no lo dudé un momento y desde ese instante puse todo mi esfuerzo en formar un equipo competitivo, que fuera un orgullo para el país”.

La apuesta de Becker está basada en una metodología de trabajo inspirada en el buen trato al balón. Quiere un equipo ambicioso, atrevido y valiente, que haga sentirse orgullosa a la afición.

La FEGUIFUT ha apostado por jugadores de ascendencia o nacimiento ecuatoguineano, frente a las nacionalizaciones de otra época y Esteban Becker apoya esta medida. “Es una decisión acertada y se debe seguir este camino. Hay suficientes jugadores nacionales para formar una buena selección, solo necesitamos tiempo para formar un gran equipo y conseguir en un futuro cercano que Guinea Ecuatorial sea un participante asiduo en la CAN y poder aspirar a participar en la fase final de la Copa del Mundo del 2018”.

En esta CAN 2015 dos partidos resueltos con sendos empates ante Burkina Faso y Congo Brazzaville, selecciones sobre el papel mucho más potentes que el combinado nacional, hacen que el Nzalang llegue a la última jornada sin depender de nadie, para conseguir el pase a cuartos de final.

-“Hemos realizado dos buenos partidos y si no fuera por el gol legal anulado a Nsue contra Congo Brazzaville, ahora mismo ya estaríamos clasificados. Estoy orgulloso de los chicos y del trabajo que están haciendo. Los capitanes Nsue, Balboa y Juvenal están teniendo un comportamiento ejemplar y facilitando la integración de los jóvenes. Este equipo tiene un largo recorrido”, afirma Esteban Becker.

-Y ahora, a jugárselo todo a una carta contra Gabón, el próximo domingo en el Estadio Nkoantoma de Bata, ¿cómo se plantea el partido?

-“Como dice un proverbio africano: Somos pequeños como la hormiga, pero tenemos la fuerza de un elefante. Somos conscientes de la dificultad; de que vamos a tener delante una selección que tiene jugadores de talla mundial como Aubameyang, Evouna o Madinda, pero nosotros vamos a salir a ganar, no nos vale otro resultado. Fuera del campo existen los rankings y de las 16 selecciones de esta CAN ocupamos el último lugar, pero en el campo vamos a salir a morir, no nos consideramos inferiores a nadie. No se puede asegurar la victoria, pero sí que el equipo va a competir y va a luchar por el escudo”.

En el vestuario del Nzalang reza un escrito que dice: “Lo posible ya está hecho. Lo imposible lo estamos haciendo. Para los milagros necesitamos tiempo”.

Texto y fotos: Javier Hernández
Oficina de Información y Prensa de Guinea Ecuatorial

Aviso: La reproducción total o parcial de este artículo o de las imágenes que lo acompañen debe hacerse, siempre y en todo lugar, con la mención de la fuente de origen de la misma (Oficina de Información y Prensa de Guinea Ecuatorial.