Presidencia Mensaje del Presidente por el aniversario de la fundación de las Naciones Unidas El Presidente de la República, S.E. Obiang Nguema Mbasogo, ha pronunciado un discurso con motivo del Septuagésimo Quinto Aniversario de fundación de las Naciones Unidas, que reproducimos en su integridad.

22/09/2020

-“MENSAJE DE SU EXCELENCIA OBIANG NGUEMA MBASOGO, PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA DE GUINEA ECUATORIAL, CON MOTIVO DE LA CONMEMORACION DEL SEPTUAGESIMO QUINTO ANIVERSARIO DE LA FUNDACION DE LAS NACIONES UNIDAS.

Malabo, a 21 de Septiembre de 2020

La Conmemoración del Septuagésimo Quinto Aniversario de las Naciones Unidas constituye una ocasión histórica que nos invita a un profundo análisis de lo que ha sido nuestro trabajo a lo largo de estos años, en los que nuestros países han depositado su fe y esperanza en el multilateralismo para mantener la paz y la seguridad internacionales, fomentar relaciones pacíficas, amistosas, de cooperación y solidaridad entre las naciones para crear un mundo libre de conflictos, que asegure la vida y el bienestar de la humanidad.

Me complace reconocer el gran trabajo realizado desde entonces por eminentes Políticos, Diplomáticos, hombres y mujeres de ciencia y del saber que han creado un ordenamiento jurídico internacional que regula eficazmente las relaciones entre las naciones, como el mayor éxito de las Naciones Unidas en estos setenta y cinco años.

También nos complace saber que la descolonización ha sido otro de los resultados positivos incuestionables, así como la pacificación en los conflictos y la asistencia humanitaria dispensada en todo el mundo.

Por lo tanto y desde esta Tribuna Mundial, quisiera rendir un vibrante homenaje a todos los Secretarios Generales que han conducido la vida de las Naciones Unidas, a todos los Presidentes de las Sesiones Plenarias, Ordinarias y Extraordinarias de las Asambleas Generales y todas las Delegaciones de los Estados Miembros que, año tras año, han inculcado nuevas formas de visión del mundo que garanticen su paz, estabilidad y seguridad de vida para los humanos. Sin embargo, Excelentísimos Señores, queremos expresar el contraste de tanto esfuerzo intelectual y moral de estos años que parece haber sido sepultado por la falta de una voluntad política real de los Estados Miembros, por la ambición de la hegemonía de poder, lo cual socava la legitimidad de las Naciones Unidas, debilita y erosiona su labor vital.

En efecto, la falta del respeto al Ordenamiento Jurídico Internacional actual es causa de los numerosos conflictos, guerras, situaciones injustas de abuso de poder y del uso arbitrario de la fuerza en las Relaciones Internacionales.

No se justifica la brecha económica altamente desequilibrada que existe entre los países ricos y los pobres en nuestros días. No se concibe que después de Setenta y Cinco años la ciencia y tecnología para el desarrollo sigan siendo patrimonio de algunos Estados. No podemos aceptar tampoco que, después de tantos años, el estatuto de las Naciones Unidas siga conservando el predominio de los grandes que pisotean las legítimas aspiraciones de los débiles para gozar de las ventajas Democráticas en el Sistema de las Naciones Unidas. Por tanto, la evidencia de una reforma es imperativa.

Esta situación, si no debilita a las Naciones Unidas, sin embargo, crea recelos, dudas y mengua la buena fe que todos hemos depositado en esta Alianza Mundial.

La irrupción de la pandemia del coronavirus COVID-19 y sus duras lecciones que afectan por igual a todos los países, reafirma la convicción de que los problemas comunes de la humanidad se afrontan mejor entre todos. Esta realidad reafirma la vigencia y la esencialidad del multilateralismo.

Guinea Ecuatorial está comprometida con los principios rectores de la carta de las Naciones Unidas. Que es la piedra angular del Derecho Internacional y del multilateralismo. Debemos diseñar una ONU que se ajuste y esté mejor preparada y dotada para afrontar los retos comunes del futuro, como la creciente desigualdad, pobreza, hambre, conflictos armados terrorismo, inseguridad, cambio climático y pandemias. La solución de estos problemas pasa por el cumplimiento de la agenta 2030 de la ONU. Quiero concluir invitando a todos, enmendar los malos comportamientos para que la Conmemoración del Setenta y Cinco Aniversario de las Naciones Unidas sea un punto de inflexión entre un mundo inseguro, lleno de conflictos, y el amanecer de una nueva generación de paz, seguridad y prosperidad.

MUCHAS GRACIAS”.

Envío: María Jesús Nsang
Foto: Miguel Ángel Mba Onva
(Equipo Prensa Presidencial)
Oficina de Información y Prensa de Guinea Ecuatorial

Aviso: La reproducción total o parcial de este artículo o de las imágenes que lo acompañen debe hacerse, siempre y en todo lugar, con la mención de la fuente de origen de la misma (Oficina de Información y Prensa de Guinea Ecuatorial).