FAUNA Y VEGETACIÓN

La vegetación

Pese al pequeño tamaño del país y debido a su diversidad paisajística, Guinea Ecuatorial es una de las zonas con mayor biodiversidad de África, ya que podemos encontrar desde las clásicas playas con arena negra volcánica hasta bosques increíblemente frondosos o tierras alpinas a 3.000 metros de altura. Consciente de esta riqueza, el Gobierno ha reservado casi un 20% del terreno del país para la conservación de la vida natural.
 
La flora de la Región Continental

Al menos tres cuartas partes de la Región Continental están cubiertas por enormes formaciones forestales. Dentro de ellas, la predominante es la selva umbrófila perenne, también llamada selva húmeda. Este tipo de selva es típica del clima tropical o ecuatorial y se caracteriza, precisamente, por la densidad y la altura de las formaciones vegetales que la ocupan.
 
Además, una buena parte de esta zona está ocupada por cultivos y barbechos, que dan lugar a enormes espesuras de matorrales y lianas por las que casi es imposible adentrarse y que sirven de refugio a una enorme y riquísima fauna salvaje.
 
La flora de la Región Insular

En Bioko, por debajo de los 700 m -altitud máxima para el cultivo del cacao-, las plantaciones de cacao, café y plátano ocupan la mayor parte de la superficie forestal, aunque gran parte de ella permanece hoy por hoy sin explotar. La vegetación, similar a la del continente, sólo se ha mantenido en algunas zonas.
 
En la zona sur de la isla, encontramos un tipo de selva pluvial, rica en orquídeas, gracias a los 10.000 mm de agua que recibe al año. 
 
La selva umbrófila perenne se desarrolla desde los 700 m a los 1.800 m, con gran cantidad de helechos arborescentes. A partir de esa altitud, aparecen praderas junto con formaciones vegetales bajas. En el pico Basile encontramos formaciones de plantas ericáceas.
 
En la zona norte de Annobón crece la sabana y las formaciones arbóreas caducifolias, ya que el clima de la isla es menos lluvioso. En el sur, la zona arbórea es mucho más densa debido a la influencia del monzón.
 
La fauna

La población animal de Guinea está de suerte, ya que habitan en un país donde la naturaleza sigue siendo tan grandiosa como virgen, pero donde además, el desarrollo permite tomar las medidas adecuadas para su conservación en el futuro.
 
Más de un centenar de mamíferos diversos forman parte de esta fauna: antílopes pequeños, pangolines, felinos… El país es especialmente rico en diversidad de primates: gorilas, chimpancés, mandriles, colobos… Pero en Guinea también pueden encontrarse algunos ejemplares de grandes mamíferos como el elefante de la selva, el hipopótamo, el potamoquero o el manatí.
 
Igualmente numerosas son las especies de reptiles y anfibios, y destacan cuatro especies de tortugas marinas que frecuentan el litoral.
 
En los arrecifes de coral de Corisco encontramos una fauna marina nada frecuente en África Central. También es importante mencionar a la costa de Moraka, cerca de Ureco, en Bioko, como uno de los lugares más privilegiados de la zona para observar la puesta de huevos de las tortugas marinas.
 
También destaca el riquísimo inventario de pájaros ecuatoguineanos, con más de trescientas especies conocidas: así como el de la fauna acuática, con más de 167 especies de peces censadas. Ambos inventarios están iniciados, pero todavía se encuentran incompletos.
 
Asimismo, el mundo de los insectos, de una extraordinaria diversidad, aún está pendiente de ser inventariado.