Gobierno Manifiesto de agradecimiento del Gobierno de Guinea Ecuatorial por la aprobación del Premio UNESCO-Guinea Ecuatorial A través de este comunicado, el Gobierno de Guinea Ecuatorial desea trasmitir, en nombre de todo el pueblo, el agradecimiento a los países que han apoyado la implementación de este premio que permitirá la investigación de enfermedades que afectan también a ecuatoguineanos. Igualmente, solicita que la UNESCO respete la decisión democrática de su Consejo Ejecutivo. El pueblo de Guinea Ecuatorial se siente orgulloso de poder contribuir a la ciencia y espera con ilusión poder recuperar los años perdidos de investigación en la lucha contra estos males.

12/03/2012

Malabo, 11 de marzo de 2012

El pasado día 8 de marzo fue finalmente aprobada, en el Consejo Ejecutivo de la UNESCO, la implementación del Premio Internacional UNESCO-Guinea Ecuatorial de Investigación en Ciencias de la Vida, que en el año 2008 fue propuesto por el Presidente de nuestra nación, S. E. Obiang Nguema Mbasogo, y aceptado por dicha institución. Su ejecución fue finalmente aprobada por 33 votos a favor, 18 en contra y 6 abstenciones, superándose con mayoría los votos necesarios para su aceptación.

Dicho galardón tiene como único y gran objetivo destinar 3 millones de dólares para recompensar los trabajos de investigación especializados en enfermedades, particularmente aquellas que afectan al continente africano; y, por tanto, poder contribuir con más medios a la lucha contra estos males, que aún no han sido suficientemente estudiados e incumben a millones de víctimas, muchas de ellas ecuatoguineanas.

Por todo ello, las instituciones y el pueblo de Guinea Ecuatorial han asistido con perplejidad y tristeza a la implacable campaña contra este galardón que ha sido promovida, desde su misma aceptación en 2008, por diferentes entidades ubicadas sobre todo en países occidentales y no en las zonas más afectadas por estas enfermedades.

El pueblo y el Gobierno de Guinea Ecuatorial agradecen y respetan la decisión tomada por el Consejo Ejecutivo de UNESCO, como se hubiera respetado igualmente la misma si el resultado hubiera sido el contrario. En ningún momento se ha querido responder con idéntica contundencia a la abrumadora campaña orquestada en contra de este premio, para no presionar ni influir a los representantes de los países que debían tomar una decisión democrática y libre al respecto. Ese mismo espíritu de respeto y concordia fue también el demostrado por el Presidente Obiang Nguema Mbasogo cuando, en el año 2011, renunció a que el galardón llevase su nombre, ya que su prioridad al ofrecer este premio nunca ha sido otra que contribuir al fomento de la investigación.

No podemos dejar de mostrar nuestra sorpresa y tristeza por el hecho de que algunas de las ONG creadoras de esta polémica continúen mostrando su furia ante la decisión libre y democrática tomada en el seno del consejo, infravalorando así la opinión de los países que lo han apoyado. Consideramos que el respeto a los valores democráticos debe ejercerse con el ejemplo, aceptando las decisiones democráticas, como la que, precisamente, se tomó el pasado día 8 en el seno de la UNESCO.

Este imprescindible respeto a los valores democráticos nos lleva a solicitar que la dirección de esta institución no vuelva a dejarse engañar por este tipo de campañas, y acate -ya sin pérdida de tiempo- la puesta en marcha del galardón, sin dejarse manipular por nuevas maniobras supuestamente legales, cuyo único fin es prolongar esta polémica. Iniciar nuevas estrategias que impidan su implementación, y que se retrasen los proyectos de investigación, constituiría un cuestionamiento de la democracia, de la legitimidad de los instrumentos de funcionamiento de la UNESCO y de su propia entidad.

El Gobierno de Guinea Ecuatorial desea igualmente agradecer a los países que han apoyado esta moción, más teniendo en cuenta las tremendas campañas en contra promovidas desde algunas instituciones y medios occidentales. Este hecho también nos hace constatar, una vez más, que Guinea Ecuatorial mantiene unas relaciones hondas y sinceras con numerosos Estados y regiones, especialmente dentro del continente africano, pese a los intentos surgidos desde otros ámbitos de difundir una imagen completamente negativa de nuestro país y nuestras instituciones.

Queremos dejar constancia de que esta polémica innecesaria (más innecesaria, si cabe, por el hecho de que el objeto final del asunto es una buena causa) sólo ha tenido como resultado el ahondamiento de las desconfianzas y rivalidades entre países, continentes y regiones. Por tanto, no podemos dejar de señalar el hecho de que, en esta cuestión en concreto, finalmente han sido determinados países occidentales los que se han encontrado aislados y en minoría, ante el apoyo que numerosos Estados han ofrecido a Guinea Ecuatorial.

No obstante, la polémica ha perjudicado, sobre todo a los auténticos beneficiarios de este galardón, que no son sino los millones de personas que padecen enfermedades endémicas, especialmente en África, y a las que sin duda no les preocupan estas sofisticadas batallas diplomáticas, sino encontrar solución a sus males. También se beneficiarán de él los investigadores y científicos, que podrán contar con una significativa ayuda para el avance de sus trabajos.

El pueblo de Guinea Ecuatorial se siente orgulloso de poder contribuir, con su riqueza actual, al desarrollo de estudios sobre enfermedades que siguen padeciendo también algunos de sus habitantes, y espera con ilusión poder recuperar los años perdidos de investigación para hallar, en un futuro cercano, resultados y nuevas esperanzas en la lucha contra estos males.

Firmado:

El Gobierno